Visita nuestra web. Todo más ordenadito, mejor.

31 de mayo de 2014

Vocabulario Fundamental. Arquitectura y Vivienda (4) La escala humana


Documentos TV - "La escala humana"

La mitad de la población reside hoy en las ciudades. En 2050 llegará al 80%.
Desde los años 40 el urbanismo ha priorizado a los coches sobre las personas. Arquitectos y diseñadores urbanísticos reivindican un cambio radical de modelo

RTVE.es / Documentos TV 21.05.2014

En Occidente, allá por los años 60, la búsqueda de oportunidades y de una vida mejor llevó a la población a emigrar a las ciudades. En la actualidad, los habitantes de la otra parte del planeta siguen haciendo lo mismo: países con un crecimiento imparable como China trasladan cada año a millones de personas desde las zonas rurales a megaciudades como Sanghai o Pekín.


Ciudades para los automóviles

El modelo urbanístico imperante desde entonces consideraba a la ciudad como el motor de despegue de la sociedad y los proyectos urbanísticos estaban diseñados para dar prioridad al automóvil, el objeto más representativo del crecimiento económico.

De un plumazo, el movimiento moderno terminó con todo un estilo de vida tradicional, donde las personas disponían de un espacio en el que convivir, para cambiarlo por las grandes urbanizaciones ubicadas en las afueras de la ciudad, cerca de las autopistas y aisladas absolutamente del calor de la ciudad.

Ciudades para las personas

“Hemos convertido nuestro entorno vital en algo mortal para la gente y hemos fracasado” afirma un experto en La escala humana donde algunos de los arquitectos más relevantes del momento y diseñadores urbanísticos apuestan por un cambio radical de modelo: las ciudades para las personas. 

En la actualidad, la mitad de la población mundial reside en las ciudades y se estima que para 2050 lo haga un 80%. ¿Cuál va a ser entonces la escala para medir la felicidad en una ciudad? Según los especialistas que aparecen en este documental dirigido por Andreas Dalsgaard, “la gente prefiere ciudades de baja altura, con zonas comerciales pequeñas y espacios en los que poder interactuar y relacionarse con los demás”.Enseguida se apercibieron de que el patrón de comportamiento de los residentes se transformaba a medida que el tráfico desaparecía del centro de las ciudades y se peatonalizaban. Rescatar y reinventar esos decadentes centros urbanos para convertirlos en núcleos vivos es el objetivo esencial de este nuevo movimiento urbanístico de fuerte tirón en Occidente.

El 50% de la población mundial vive en zonas urbanas y se calcula que en 2050 lo hará el 80%. La vida en una megaciudad puede ser atractiva pero también problemática. El urbanismo ha de encontrar soluciones a la escasez de petróleo, el cambio climático, el aislamiento social y los problemas de salud derivados de la vida en las ciudades. El arquitecto danés Jan Gehl plantea una aproximación humanista del urbanismo, defendiendo a ultranza ganar espacio público para ciclistas y peatones. Sus teorías se exponen en este documental, que cuenta, además, con las principales voces expertas de grandes ciudades como Nueva York, Pekín o Tokio, y con testimonios que dan fe de los resultados en ciudades pioneras como Copenhague.

FICHA TÉCNICA Duración: 76 minutos Dinamarca Título Original: The Human Scale Año:2012

29 de mayo de 2014

Vocabulario Fundamental. Amor (16) 'In the mood for love', de Wong Kar-Wai




Para nuestra decimosexta entrada sobre el amor, sus infinitas caras, aristas y manifestaciones emocionales y artísticas traemos a nuestro blog una de las mejores películas de lo que llevamos de siglo, una de las más sutiles, elegantes, hipnóticas y emocionantes de amor y desamor que ha narrado el séptimo arte, una pequeña maravilla del gran director de cine hongkonnés Wong Kar-Wai. Una delicada obra maestra para disfrutar cada cierto tiempo, pues lo importante no es el argumento sino cómo la historia de estos dos amantes no-amantes se desarrolla y cómo es filmada, cómo cada secuencia, cada plano que la componen es una sensual pieza de orfebrería que nos revela cada vez algo nuevo sobre el cine, el amor y el deseo. Bienvenida a nuestro blog, 'In the mood for love'. VER ONLINE VK 



Deseando Amar (Dut Yeung Nin Wa) - Wong Kar-Wai (2000)


Sinopsis: Hong Kong, 1962. Chow, redactor jefe de un diario local, se muda con su mujer a un edificio habitado principalmente por gentes de Shanghai. Allí conoce a Li-zhen, una joven que acaba de instalarse en el mismo edificio con su esposo. Ella es secretaria de una empresa de exportación y su marido está continuamente de viaje de negocios. Como la mujer de Chow también está casi siempre fuera de casa, Li-zhen y Chow pasan cada vez más tiempo juntos y se hacen muy amigos. Un día, ambos descubrirán que sus respectivos cónyuges los están traicionando.

"Wong Kar-Wai se supera a sí mismo y entrega una de las películas más memorables de los últimos años. Un melodrama sencillo, cotidiano, pero narrado con un arrojo inusitado, con una perfección formal inimaginable en el cine contemporáneo. (...) Con mimbres livianos, la película se convierte, gracias a la pasión de su director, en una profunda reflexión, casi susurrada, sobre las relaciones personales, la amistad y el amor. Una maravilla." Miguel Ángel Palomo: Diario El País

Exquisita sensibilidad, cine sensitivo e inteligencia emocional

FilmAffinity 9 de Julio de 2007


Ni la propia cámara de Wong Kar-Wai se atreve a mirar a los ojos de nuestros protagonistas. Quizá por miedo a quebrar cada susurro, cada mirada furtiva que no encuentra respuesta, cada plano de exquisita tensión sexual y doloroso hálito de pasión que se escapa sin tan siquiera haber tenido ocasión de llegar. La composición de esta sublime obra maestra responde a una sensibilidad de poeta inusual en el mundo del cine actual. Su delicada y exquisita banda sonora envuelve unas imágenes que apenas rozan la pantalla, un hombre y una mujer que sin decirse más que cuatro palabras hacen que sintamos todo aquello que quieren decirse y ocultarse... sin que apenas abran la boca, sin que les veamos besarse una sóla vez, tratando de que nadie les descubra, sin saber que sólo los espectadores somos testigos de su dolor, de su yaga solitaria que cura macerando en el seno de su propio infortunio. 

Por eso Kar-Wai Wong oculta su objetivo entre cortinas, graba reflejos a través de cristales, muestra trazos de amantes sin su otra mitad; porque no quiere inmiscuirse en algo que tan sólo debieran compartir ellos dos, algo espinoso y de triste solución que se les escapa sin que puedan hacer nada por evitarlo, pues no se sienten dueños de ese destino caprichoso que les voltea la vida por completo. Pura poesía audiovisual, virtuosismo de dirección y escuela de interpretación. Los dos actores protagonistas rozan la perfección, pues su actuación nace de una química mutua sólo comparable a la simbiosis necesaria para dar con la idea y el tono exactos que el director tenía en mente. La cinta, a partir de un sencillo guión, se convierte en una experiencia más allá del cine, de arte sensorial estructurado en torno a la música y a las imágenes, cuya suma de sus preciosas partes dan lugar a algo tejido y entrelazado con la fibra de los sentimientos velados que emana dolorosamente a través de sus fotogramas. Kar-Wai se sabe en todo momento conocedor de ese punto exacto donde las emociones fluctúan entre la contención y la visceralidad, y nunca se digna a traspasar una frontera que sería de no retorno para ambos protagonistas. Por eso nunca muestra en pantalla ningún roce que nos invite a pensar en algo parecido al sexo, a la consumación de su amor, ni tan siquiera un beso... nos deja que pensemos lo que queramos de aquel furtivo encuentro, de aquellas horas interminables escribiendo, paseando a solas... pero nunca revela nada.


Quiere con ello guardar el secreto de un amor inesperado que ambos desearían no desear tan ardientemente, por el que jamás llegan a luchar de manera abierta, superados por un miedo que no está más allá de ellos mismos, pero al que no tienen el valor suficiente de hacer frente. Al final, cuando él intenta regresar, ya es demasiado tarde, y lo más triste es que intuimos que él ya lo sabía desde el principio. Porque desde un principio sabemos que al final, todo lo deseado más que vivido, quedará relegado a esa intimidad de un muro de piedra perdido entre las ruinas de Camboya, donde cualquier secreto o pasión hiriente pudieran descansar en el letargo momificado del olvido, a pesar de que el olvido abandonado sea un dulce y melancólico veneno que mine lentamente la vida de quien deseó amar pero nunca se atrevió a hacerlo.


Ciclo de cine de animación (23) 'Skhizein', de Jérémy Clapin












"Un estudio de 14 minutos sobre el existencialismo, y un profundo comentario sobre la despersonalización (...) Es una película impresionante, cada vez más según avanzan los minutos." Amy Biancolli: Houston Chronicle
"Absorbente y oscuramente humorístico." Andrew Lapin: The Michigan Daily

Dirigido por Jérémy Clapin en 2008 “Skhizein” cuenta la historia de Henry, personaje que golpeado por un meteorito de 150 toneladas es condenado a vivir a exactamente 91 centímetros de su cuerpo. Partiendo de una premisa genial, el corto narra las desventuras de Henry y las soluciones momentáneas que encuentra para tratar de seguir llevando una vida cotidiana “normal”.

28 de mayo de 2014

Vocabulario Fundamental. Energía y Materias Primas () 'No hay mañana', de Dermot O'Connor

Documental corto animado de libre distribución. En sus breves 35 minutos completa un muy buen diagnóstico sobre las contundentes anomalías de este momento histórico: El declive de los principales recursos que impulsan la economía con el Pico del Petróleo en primer plano, la imposibilidad de seguir sosteniendo un crecimiento infinito basados en un sistema financiero cada vez más cercano al colapso, y el crecimiento exponencial de la población, con demandas insatisfechas y malestar social en todos los rincones de un planeta finito.

Este trabajo publicado en 2012 llevó casi 7 años de desarrollo con algunas interrupciones. Fue dirigido por el animador profesional irlandés Dermot O'Connor, contando con el asesoramiento técnico de Richard Heinberg, Tod Brilliant, Albert Bartlett, David Pimentel, Jan Lundberg y Ran Prieur, entre otros.

Ciclo de cine europeo (32) 'Metropolis', de Fritz Lang


En el futuro en 2026, en Metropolis, una gran ciudad futurista gobernada por su creador y fundador, Joh Fredersen, la sociedad se divide en dos clases, los ricos que tienen el poder y los medios de producción, rodeados de lujos, espacios amplios y jardines, y los obreros, condenados a vivir en condiciones miserables, recluidos en un gueto subterráneo operando las máquinas (o siendo operados por ellas) que componen el corazón industrial de la ciudad. Una clase y otra no entablan el menor contacto entre sí, a no ser de las órdenes que los obreros reciben de sus superiores. Por eso siempre se ha evocado la figura de un intermediario entre ambas. Un día Freder, el hijo del todopoderoso Joh Fredersen descubre los duros aspectos laborales de los obreros tras enamorarse de María, una muchacha de origen humilde, venerada por las clases bajas y que predica los buenos sentimientos y al amor. El hijo entonces advierte a su padre que los trabajadores podrían rebelarse. Sin embargo Joh Fredersen contacta con un científico que intenta insuflar vida a una máquina de su creación y que le propone un maléfico plan...


Esta obra maestra del cine y película capital del expresionismo alemán crea una visión apocalíptica de la sociedad del futuro y sigue siendo una obra de referencia vanguardista con escenas de gran poderío ideológico, visual y narrativo. Metropolis fue una gran superproducción de la potente productora alemana UFA pero fue un fracaso de taquilla tras su estreno en el año 1927. Tras ello el film fue editado por los estudios Paramount con 30 minutos menos que el montaje original de Fritz Lang. La Universum Film AG, el estudio cinematográfico más importante de Alemania durante la primera mitad del siglo XX, también la cortó para la exportación. El original se creyó perdido, hasta que en 2008, se descubrió que un museo de Buenos Aires tenía una copia adquirida a finales de los años veinte. Tras su restauración, finalmente se estrenó el "Metrópolis" original en el Festival de Berlín del 2010, que es el que aquí publicamos.

27 de mayo de 2014

Concreciones (86) Hacienda no somos todxs


Intermón Oxfam Campaña de la Agencia Biernes



Globalización, capitalismo y otros resortes de poder (36) 'PressPausePlay', de la esperanza, el miedo y la cultura digital


PressPausePlay es un documental, dirigido por David Dworsky y Victor Köhler en el año 2011, acerca de la creatividad en la era digital, una película sobre la esperanza, el miedo y la cultura digital. La revolución digital de la última década ha liberado la creatividad y el talento de la gente en una forma sin precedentes, desencadenando ilimitadas oportunidades creativas. Pero la cuestión es: ¿Democracia cultural o cultura de la mediocridad? ¿La cultura democrática significa mejor arte en el cine, la música y la literatura, o es el verdadero talento el que vale en el vasto océano digital de la cultura de masas? Esta es la pregunta que se hace PressPausePlay, un documental que contiene entrevistas con algunos de los creadores más influyentes del mundo de la era digital. La película se rodó entre agosto 2009 y enero 2011 y abarca más de 150 horas de metraje de entrevistas con algunos creativos y pensadores de diferentes sectores y de varios países, que intentan reflejar el estado de la cultura digital en la actualidad.

Gabilondo - ¿Oirán?


26 de mayo de 2014

Ciclo de cine clásico USA (12) 'Pulp Fiction', de Quentin Tarantino


Hace veinte años Quentin Tarantino daba la campanada ganando el premio la Palma de Oro en el Festival de Cannes 1994 sorprendiendo a público y crítica con una película extraordinaria, que se convertiría en una de las más influyentes de los años noventa. Si ya en 1992 con su ópera prima 'Reservoir dogs' (que también publicaremos en nuestro blog en este ciclo de cine norteamericano) había mostrado su enorme talento, 'Pulp Fiction' lo consagró definitivamente como un cineasta joven, provocador y llamado a renovar el cine norteamericano de aquella década.

Tarantino supo exprimir su peculiar universo cultural, sus experiencias y su enorme talento para los monólogos y diálogos desopilantes en un conspicuo y sólido guión que sería magníficamente interpretado coralmente por unos actores en estado de gracia. Tanto narrativamente, mostrando una nueva forma de contar como a la hora de aglutinar referencias, dotarlas de su personal visión y mostrarlas de un modo fascinante y muy divertido. 

Aunque mucho de ‘Pulp Fiction’ se apuntaba ya en ‘Reservoir Dogs’, aquí Tarantino prescinde de la atmósfera claustrofóbica de aquellos perros acorralados para presentarnos varias historias cruzadas y fragmentadas de perdedores que quieren dejar de serlo, de gángsters cutres, gatillo fácil y sentencias bíblicas, de bailes zumbones, de droga a tuttiplen e inyecciones de adrenalina que resucitan muertos, de moscas que caen en redes, de azares perversos y un Señor Lobo que resuelve problemas, todo hiladas con unos speeches y diálogos míticos y mil veces imitados que hacen avanzar la historia a un ritmo trepidante. En fin, que podríamos seguir analizándola pero lo mejor que se puede hacer es disfrutarla, veinte años después y tan fresca y frenética como entonces. Tarantino y Pulp Fiction, en HD y versión original subtitulada, como debe ser. Puro disfrute. 

Vocabulario Fundamental. Océanos (12) 'Deep Blue', de la BBC



Aclamado documental marino, realizado a lo largo de 3 años de rodaje, y 5 de proyecto, con un presupuesto de 15 millones de euros y en paralelo con la serie televisiva "Planeta Azul". Rodada en los siete mares y más de 200 lugares de la geografía del planeta, su principal responsable, Alastair Fothergill, es un experto documentalista y directivo de la BBC Natural History Unit. Es uno de los proyectos más singulares y completos que jamás se han emprendido en el campo del cine documental, introduce a los espectadores en el espectáculo de los mares y los lleva a un viaje que se extiende desde los más superficiales arrecifes de coral a las exiguas costas del Antártico y desde las vastas extensiones del mar abierto a los abismos más profundos del océano. La bella y espectacular banda musical de George Fenton está interpretada por la Orquesta Filarmónica de Berlín.

Vocabulario Fundamental. Justicia e Injusticia (8) La rebelión de las togas

Manifestaciones, encierros, asambleas, recogidas de firmas, votaciones, marchas, mareas contestarias... Miles de protestas han recorrido España en los últimos meses contra el recorte de libertades o leyes polémicas. Aún así el Gobierno ha seguido adelante y, para muchos, el último recurso que le queda a los ciudadanos son los jueces. Y algunos de ellos están contestando deteniendo privatizaciones miserables (como en Madrid), cuestionando recortes inhumanos... Estos jueces se han convertido en el último bastión contra las medidas del Gobierno. 'La Sexta Columna' lo analiza en el reportaje 'La rebelión de las togas'.

25 de mayo de 2014

El Crackómetro (32) Al fin llegó La Décima

Tuvo que ser en el minuto 93, después de un partido agónico y cardiopático, cuando llegó el gol de Ramos y mientras millones de españoles se desgañitaban en un alarido primigenio de alegría desatada otros tantos millones, atléticos, culés y demás antimadridistas, lamentaban amargamente el tanto que empataba la final y la encaminaba una prórroga a la que, se veía, el Madrid llegaba más entero física y moralmente, lo que supondría a la postre el claro triunfo de los blancos en los treinta minutos adicionales y la consecución de la gran deseada, la Décima Copa de Europa. 

Fue un partido en el que creemos ganó el que más creyó en la victoria pues el Atlético, a pesar de su admirable trayectoria tanto en la Liga (justísimo vencedor) como en la Liga de Campeones, y a pesar de mostrarse tan granítico y solidario como todo el año, apenas creó ocasiones de gol en todo el partido en la meta de Casillas, pues ni siquiera el gol de Godín hubiera sido tal de no ser por la cantada fatals del portero madridista. Hasta el gol de Ramos, Casillas y los casillistas penaban, penábamos, en silencio ese fallo garrafal que hubiera supuesto un cruel golpe del destino para el genial meta madridista, que comenzó su leyenda en la consecución de la Novena en Glasgow en 2002.


Este triunfo supone la culminación de la gran Champions League que ha hecho el conjunto madridista, donde ha ido dejando en el camino a los campeones de tres de las más potentes ligas europeas como han sido la Juventus, el Bayern de Munich y el propio Atlético de Madrid, que junto al triunfo en Copa ante el Barça, han supuesto el enterramiento de algunos espectros atávicos que atormentaban al madridismo. La demostración de superioridad en la final de Copa y el exorcismo del ogro germánico han sido los más gozosos, más teniendo en cuenta que el repaso más claro haya sido al amanerado Bayern de Guardiola, cinco años después de aquel 2-6 en el Bernabéu, aquella noche de la infamia, auténtico trafalgar del madridismo que sólo un lustro después ha podido vengarse. El que el triunfo en la Champions ha evitado que el Atlético del enorme Simeone se godzillizara en el alma madridista y volteara para mucho tiempo las relaciones de poder en los dos grandes clubes madrileños.


Sin embargo no conviene olvidar que el Madrid ha estado a dos minutos de haberse quedado, el año en el que había conseguido reunir la mejor plantilla de su historia, con el único triunfo en Copa ante un Barça decadente, mal diseñado y moralmente hundido. Porque Ancelotti volvió a regalar los sesenta minutos en los que el falaz Khedira correteó por el campo, hasta que entraron Isco y Marcelo para arreglar el fiasco que se nos venía encima. Pero el fútbol es un deporte de instantes, de errores y aciertos que convergen espacial y temporalmente para cambiarlo todo. Así pues disfrutemos los madridistas de este momento gozoso y preparémonos para el reto del año que viene, con el Barça reinventado por Luis Enrique, otro barrabás del madridismo, que ya se está reforzando con algunos cracks en ciernes como Rafinha y Deulofeu (y los que lleguen), con otro Bayern en el que Guardiola haya aprendido de sus propios errores y junte más grandes jugadores en su lujosa plantilla, como Lewandoski. E intentemos olvidar algunas escenas (la exhibición de Ronaldo sobró totalmente) lamentables como la composición del palco de la noche de ayer o el abrazo de Florentino a Aznar, un auténtico aarg que chirrió la alegría desatada de los asistentes al partido en ese templo del anarcomadridismo ilustrado que es el juzgado del Juez Roy Bean.

Globalización, capitalismo y otros resortes de poder (35) “Me cago en el Mundial”

“Me cago en el Mundial”

Los brasileños veneran el fútbol, pero están enfadados por la celebración del Mundial más caro de la historia, mientras que las necesidades más básicas de los ciudadanos no están cubiertas. 
"Si el Estado hubiese escuchado las reivindicaciones de la gente todo sería distinto", dicen algunos manifestantes que protestan por las exigencias de la FIFA

Dibujo pintado por Paulo Into y que representa la pobreza de Brasil.

Lamia Oualalou (MEDIAPART) 24/05/2014

“Traidor del siglo”. La leyenda, escrita bajo la foto de Pelé, está omnipresente en las manifestaciones. A tres semanas del inicio del Mundial de fútbol, esa imagen dice mucho del sentimiento de muchos brasileños ante un acontecimiento deportivo que estaba llamado a ser “la Copa de las Copas”. Pelé es el “rey del fútbol”, el ídolo indiscutible de varias generaciones de aficionados, pero en la calle no perdonan que se haya puesto del lado de los poderosos, de la Federación Internacional de Fútbol (FIFA) y de sus patrocinadores.

Los brasileños veneran el balón, lo que no quita para que muestren su enfado por el que será el Mundial más caro de la historia, mientras que sus necesidades más básicas no están cubiertas. Desde hace un año, el lema “Nao vai ter copa” –la Copa no se va a celebrar–, es el mantra que más se repite, aunque todo el mundo sepa que los 32 equipos [entre ellos España] jugarán en Brasil del 12 de junio al 13 de julio.

El joven estudiante Adriano Barbosa eleva el tono de voz para hacerse oír, a pesar del tronar de tambores durante una manifestación reciente celebrada en Río: “Soy aficionado al fútbol, como la mayoría de brasileños, y soñaba con el Mundial, pero si el Estado hubiese escuchado primero las reivindicaciones de la gente, todo sería distinto. Para asistir a esta manifestación del pasado 15 de mayo, bautizada en todo Brasil como “Día internacional de la lucha contra la Copa”, se ha hecho una camiseta que dice: “Me cago en la Copa”.

“Somos muchos los que pensamos así y si los demás no han venido a manifestarse es porque tienen miedo a la represión”, insiste, señalando a la fila de agentes de policías, listos para actuar. De hecho, menos de 10.000 personas se movilizaron en Brasil ese día. Los que sí acudieron, pretendían dejarse ver y dejarse escuchar. Para lograr sus objetivos, echaron mano de las redes sociales y contaron con la prensa internacional, mucho más pendiente de lo que sucede que los medios locales.

El símbolo de Batman

La estrella fue, una vez más, Batman. Portaba una máscara integral que apenas dejaba ver sus ojos, un pantalón ajustado, una capa negra ondeando al viento. La primera vez que Eron Morais de Melo, un joven de 32 años, se puso el famoso disfraz fue el 20 de junio de 2013, “el día en que más de un millón de personas se manifestaron en Río”, subraya. Entonces, el alcalde Eduardo Paes iba vestido de Joker, como encarnación del crimen y de la mentira. “Para combatir a Joker, hacía falta Batman y Río de Janeiro se parece mucho a la ciudad de Gotham, por la violencia y la corrupción”, precisa Eron Morais de Melo.

De día es fabricante de prótesis dentales, pero en cada manifestación se enfunda en el traje y sube a un tren camino de Marechal Hermes, el barrio de clase media-baja donde vive –el Batman carioca no tienebatmóvil–. En cada ocasión, llega impasible y enarbola una pancarta en la que reclama escuelas y hospitales “nivel de exigencia FIFA”, en alusión a las condiciones requeridas por la institución.

Dichas exigencias, cada vez mayores –en términos de seguridad, de acceso al estadio, de pantallas o de instalaciones sanitarias– no siempre explican el coste del Mundial. Además de los sobrecostes, los retrasos en la construcción y la eventual corrupción, hay que decir que la FIFA solicitaba ocho estadios. El Gobierno, finalmente, prometió 12. De paso por Río de Janeiro, Stéphane Monclaire, especialista en Brasil y profesor de Ciencias Políticas en la Universidad de la Sorbona, de París, precisa: “Prometer 12 estadios permite satisfacer el clientelismo de los políticos locales; un estadio también es una moneda política de cambio. Gracias a ello, en su momento, Lula logró recabar apoyos”.

Solo el Pacto Federal brasileño puede explicar porqué, por ejemplo, las autoridades han decidido arrasar el viejo estadio de Manaus, en el centro de la Amazonia, para construir uno nuevo (757 millones de reales, 250 millones de euros) en una ciudad que no cuenta con ningún equipo en Primera División, mientras que el 90% de la población no tiene acceso a sistemas adecuados de alcantarillado y saneamiento.

Gasto triplicado

Los estadios, presentados por el presidente Lula a la Fifa en 2006, tenían que costar 2.800 millones de reales (unos 910 millones de euros). En euros de la época, equivalía a un poco más de 1.000 millones. Desde entonces, la moneda se ha devaluado (a día de hoy 1 real se cambia a 0,33 euros), lo que puede dar la sensación, traducido en euros, de que el importe es inferior, pero en reales, el montante es mucho mayor. En enero de 2010, el Tribunal brasileño de Cuentas hacía una estimación de 5.660 millones de reales. La factura ascenderá finalmente a 8.050 millones (2.700 millones de euros), casi el triple de lo previsto.Este importe supone un tercio del presupuesto de las ayudas sociales del programa Bolsa Familia, que atiende a 14.000 hogares y que ha sido copiado en todo el mundo por su eficacia.

Y no solo se han construido estadios. Las infraestructuras ya han costado 14.700 millones de reales (casi 5.000 millones de euros). Y según el sindicato de arquitectos e ingenieros, a penas el 45% de las obras que debían entregarse, entre movilidad urbana, aeropuertos y telecomunicaciones, estarán en los plazos previstos. Estos trabajos no solo están directamente vinculados con la Copa, y algunos eran necesarios, especialmente la remodelación de los aeropuertos, al borde de la saturación. Sin embargo, las autoridades han repetido el término “Copa” como si se tratase de una letanía. A la hora de hacer balances, es lógico que ahí se encuentre el Mundial. Además, hay que añadir los gastos de promoción turística, casi 600 millones de reales, la seguridad, 1.900 millones, y los equipamientos temporales impuestos por la FIFA, como los detectores de metales. Y como no había dinero contante y sonante, ha sido necesario pedir prestado...

Amantes del fútbol

No es la primera vez que las autoridades brasileñas gastan en exceso, haciendo elecciones más que discutibles. La presa y la fábrica hidroeléctrica de Belo Monte, en el Para, en el corazón de la Amazonia, tenía que costar inicialmente 16.000 millones de reales y responder una quinta parte de las nuevas necesidades energéticas del país. Lejos de estar acabada, el proyecto supera ya los 30.000 millones (¡casi 10.000 millones de euros) y el impacto que ha tenido sobre el medio ambiente y las tribus indias es colosal. El asunto apenas ha desatado la polémica entre un puñado de especialistas y defensores de los derechos del hombre, pero ha pasado desapercibido por la mayoría de la población. No ha ocurrido lo mismo con la Copa.

Los brasileños aman el fútbol, lo adoran, son mucho más sensibles a los preparativos de la Copa. Aquí no se oye gritar, como en Francia, “Allez les Bleus”. En los estadios, los niños, desde los tres años, gritan “Brasil”. El equipo de Brasil es un poderoso vector de cohesión social, reactiva el sentimiento nacional, para lo bueno y para lo malo. La dictadura jugó muy bien esta baza.

“Por supuesto que las sumas gastadas para la Copa del Mundo no son enormes si se las compara con otros presupuestos, pero es el momento de preguntarse cuáles son los verdaderos valores de nuestro país”, apunta Paulo Into, un artista conocido por sus graffitis en las calles de Sao Paulo. El 10 de mayo pasado, el hombre pintó sobre las paredes de una escuela del barrio de Pompeia a un niño llorando, desesperado al ver que en lugar de comida, en su plato, había un balón de fútbol. Aunque subraya que no ataca al Gobierno de Dilma Rousseff que, como el de Lula, “ha hecho mucho más por los pobres que los precedentes”, Paulo Ito critica “esta clase política que nos avergüenza y sus prioridades”. Desde entonces, la foto del fresco ha dado la vuelta al mundo, convirtiéndose en el símbolo de los excluidos del Mundial.

“El enfado de los brasileños es aún mayor por cuanto los grandes medios de comunicación, mayoritariamente vinculados con la oposición, han encontrado en el sobrecoste de la Copa un filón en la víspera de las elecciones”, explica Stéphane Monclaire. La presidencia –a cuya reelección Dilma Roussef vuelve a optar por segunda vez–, pero también están en juego los puestos de los gobernadores, diputados federales y de Estado y una parte de los senadores en las elecciones del mes de octubre. Hace 20 años que la elección presidencial y el Mundial coinciden. Incluso si la derrota o la victoria de la selección nunca ha garantizado la victoria política, la división política entre izquierda y derecha aparece radical en el panorama futbolístico. En el estado de Sao Paulo, donde la oposición es mayoritaria, está bien visto decir que se está contra la Seleçao, el mítico equipo nacional brasileño.

Traducción: Mariola Moreno

En Portada - A propósito de la copa de las copas


23 de mayo de 2014

Vocabulario Fundamental. Literatura y Escritores (17) Robert Crumb, de comics underground, sexo y obsesiones



Crumb es un documental de 1994 sobre el artista del cómic underground ilustrador y músico estadounidense Robert CrumbFue uno de los fundadores del cómic underground y es quizá la figura más destacada de dicho movimiento. Aunque es uno de los más conocidos autores de cómic, su carrera se ha desarrollado siempre al margen de la industria. Dirigido por Terry Zwigoff y producido por Lynn O'Donnell y David Lynch, el documental fue muy elogiado, recibiendo además el gran premio del jurado y el premio a la mejor fotografía en el Festival de Cine de Sundance. Fue lanzado en Estados Unidos el 28 de abril de 1995, habiéndose proyectado en festivales de cine el año previo.

Crumb comenzaría su carrera dibujando tarjetas de felicitación pero sería en 1967 cuando la reacción favorable que encontraron algunos dibujos suyos en diversos fanzines le hicieron decidirse a trasladarse a San Francisco en pleno auge de la psicodelia y el movimiento contracultural estadounidense. Allí editó el primer número de su fanzine Zap Comix, a comienzos de 1968. Dicha publicación se considera el acta de nacimiento del comic underground norteamericano. Utilizando el estilo de las tiras de prensa de comienzos del siglo XX, Crumb abordaba abiertamente en Zap Comix el sexo y la crítica política, lo cual resultó enormemente transgresivo en aquellos años, sobre todo teniendo en cuenta que el cómic en Estados Unidos había estado tradicionalmente orientado hacia el público juvenil. El éxito de su publicación atrajo a otros artistas interesados en la contracultura, y Crumb abrió las páginas de Zap Comix a otros talentosos autores independientes.

En las páginas de Zap Comix, del East Village Other, de Oz y de muchas otras publicaciones underground, Crumb creó en sus viñetas un estilo de mujer crumbiana muy peculiar y dominante, de poderosas piernas y anchas espaldas, así como personajes que se convirtieron en iconos de la contracultura, como Mr. Natural, el Gato Fritz, Flakey Foont, Shuman the Human o Angelfood McSpade, los cuales "sienten el asco de la gran ciudad, son los sujetos a reprimir o exterminar porque no participan del modo de vida norteamericano" y exhiben "la perturbadora idea de que hay que gozar de la vida y rechazar todas las imposiciones".

Este documental nos permite entrar en su vida y su universo creativo, en sus experiencias y relaciones con las mujeres, las obsesiones artísticas y eróticas que vertebran toda su obra, pero también nos presenta su entorno familiar (marcado por las educación represiva de sus padres y las enfermedades mentales que fueron desarrollando sus hermanos) particularmente a sus hermanos Maxon y Charles, su esposa y sus hijos, pues sus hermanas rehusaron a ser entrevistadas. Aunque Zwigoff tenía el consentimiento de los hermanos Crumb, algunos cuestionaron la capacidad de Charles, el hermano más trastornado y desubicado, para dar ese consentimiento.

Al principio Robert Crumb no quería hacer la película, pero finalmente se puso de acuerdo. Hubo un rumor, creado accidentalmente por el crítico Roger Ebert, que Terry Zwigoff hizo cooperar a Crumb amenazando con dispararse. Ebert lo esclareció en los comentarios de una posterior reedición de la película de Criterion Collection. Ebert dice que "podría ser verdad que la vida de Zwigoff fue salvada, porque sí hizo la película". Durante los nueve años que llevó hacer el documental, Zwigoff dijo que "recibía un promedio de 200 dólares al mes de ingresos y vivía con un dolor de espalda tan intenso que pasé tres años con un arma cargada en la almohada al lado de mi cama, tratando de tener el valor de matarme". Al final sería el hermano de Robert, Charles, el que acabaría con su vida un año después de filmarse el documental. 

22 de mayo de 2014

Vocabulario Fundamental. Corrupción y Fraude (17) La gran mentira de Armstrong


"Miente con tal convicción que resulta aterrador. Y su irritante arrogancia está expuesta para que el público la contemple, se deje absorber y le dé vueltas en la fascinante 'The Armstrong Lie'. (...)" Claudia Puig: USA Today

"Un buen día, en mitad de la posproducción, estalló el escándalo (...) lo que no iba a ser más que una cinta perfectamente predecible se transformó en lo que es hoy: el puntual relato de un esfuerzo delicadamente inútil." Luis Martínez: Diario El Mundo


El realizador Alex Gibney consiguió el permiso para realizar un documental con motivo del regreso a la competición de Lance Armstrong en 2009, para ganar el que sería su octavo Tour de Francia. Allí se encontró compitiendo contra su propio compañero de equipo, Alberto Contador, la sombra del dopaje que negaba, y las declaraciones de antiguos compañeros que lo acusaban. Cuatro años después se destapaba todo.
 

20 de mayo de 2014

Un mundo mejor es posible (32) Évole y Pepe Mujica, un presidente diferente


Jordi Évole sigue engrandeciendo su figura como periodista y esta vez lo hace viajando a Uruguay para conocer más a su presidente José Mujica, un presidente inopinado en el mezquino mundo de la política contemporánea, un político consciente de sus limitaciones, exótico por autocrítico, sensato y coherente, un hombre libre que vive como piensa, un ser humano lúcido, sabio, conmovedor. Alguien que es feliz en su casa de siempre, con su pareja y sus animales, que, como dice Évole "tras 15 años sufriendo torturas en prisión, de lo que más se queja es de que lo dejaran siete años sin leer.” Con ellos dos (y con la música de Yann Tiersen acompañando el reportaje) les dejamos. 

Vidas Conspicuas (5) 'Myke Tyson: Undisputed Truth', de Spike Lee



El excampeón mundial de los pesos pesados Mike Tyson habla sobre los altibajos de su vida, su carrera, las polémicas en las que se ha visto envuelto y el tiempo que pasó en prisión en este crudo, honesto y poderoso ‘show’ -no exento de humor- dirigido por el reputado cineasta Spike Lee. Filmado en el transcurso de dos actuaciones que, bajo el mismo título, Mike Tyson ofreció en julio de 2013, el filme presenta un vívido retrato del ascenso de un chico de la calle que llegó a la cima de su deporte sólo para terminar viendo cómo su influencia y su prestigio se evaporaban. En los espectáculos, Tyson revela historias nunca antes contadas y muestra cómo ha sobrevivido, reinventándose a sí mismo como hombre de familia, estrella de la televisión, actor y, pronto, autor que verá su trabajo publicado. El filme es un reflejo de su madurez y de cómo valora esta segunda oportunidad que la vida le ha ofrecido.